Cuentos en el blog

jueves, 30 de marzo de 2017

La justa de Roblin

En este mes de marzo salió de imprenta mi libro Nº 13, “La justa de Roblin”, el segundo en el género infantil, esta vez a cargo de Editorial “En Alianza”.
Si bien el cuento fue escrito hace varios años ha sufrido unas modificaciones debido al excelente criterio de edición, corrección a cargo de “Las Ramas”.
Como es bien sabido, un libro infantil debe tener ilustraciones de acuerdo al público al que va dirigido y generalmente es muy difícil encontrar dibujantes que, además de captar el espíritu del libro, lleguen a captar la atención del que yo creo el publico más exigente: los niños. Es así que se contrató en esta oportunidad a Gabriela Burin, una joven argentina, que con sus dibujos, llenos de luz y color, no sólo capta la atención de los más pequeños sino también de los grandes.

De esta manera “La justa de Roblin”, destinado para niños del 1 ciclo (8-10 años) y para todo aquel que quiera regalarse este nuevo libro para alegrar a su “niño interno”, ya está a disposición de todos en Editorial En Alianza (Juan de Salazar 486 e/ San José y Boquerón, Asunción.)

miércoles, 29 de marzo de 2017

Lo bueno también hay que decirlo

En el mundo de la inmediatez y la cultura chatarra, donde la destrucción de patrimonios arquitectónicos para la irreverente construcción de centros comerciales o estacionamientos pagos es cosa de todos los días, una noticia como la que tuve anteayer me sorprendió gratamente.
Es probable que los lectores de estas líneas recuerden un posteo, primero en este blog, después en facebook y por último, el año pasado, gracias a la buena predisposición de la periodista Milia Gayoso, en el diario La Nación, donde precisamente hablaba en general, sobre la indiferencia que muchos tienen sobre los patrimonios arquitectónicos y la manera como alegremente sus propietarios los derrumban, o dejan que la inclemencia del tiempo lo haga, para luego sacar provecho del terreno, y en particular, sobre la vivienda del general Resquín en Concepción.
Es cierto que desde el primer momento este posteo tuvo muchos comentarios y lamentos incluso de parte de autoridades que decían que “nada se puede hacer porque el inmueble en cuestión es propiedad privada”.
En noviembre del año pasado, durante una reunión de la Multisectorial del libro, aprovechamos para comentarle el caso al actual Ministro de Cultura, Fernando Griffith y posteriormente le acercamos una carpeta con las fotos del estado del inmueble en ese momento.
El pasado domingo volví a subir una foto actualizada del antiguo edificio haciendo notar como hasta pequeños arboles ya se estaban apoderando de sus columnas. Como era de esperar los “me gusta”, y demás símbolos, seguidos de comentarios no se hicieron esperar. Lo que no me esperaba y me llenó de alegría es un posteo del mismo Ministro diciendo que el problema estaba en vía de solución, que en mayo comenzarán los trabajos de restauración y que la próxima semana el mismo iría a interiorizarse en el lugar del verdadero estado de este patrimonio histórico.

Noticias como ésta normalmente no son noticias de periódicos, los que se ocupan de otras cosas, sin embargo creo que es un gran paso hacia la revalorización de nuestro patrimonio histórico-cultural lo que nos permitirá comprender un poco más nuestra actual situación y tener cimientos más fuertes para proyectarnos al futuro que queremos. Estoy seguro que el Paraguay y el general Resquín agradecen esta acción de la SNC y de todos aquellos que posibilitaron que este sueño de muchos se haga realidad

domingo, 26 de marzo de 2017

Bibliografía El secreto de Paraguari



El trabajo de investigación que se llevó a cavo para la creación de esta novela fue realizado casi en su totalidad a través de libros e Internet
Libros consultados
·         Lecciones de historia Paraguaya, Víctor Natalicio Vasconcellos, Edición del autor, Paraguay, 1970
·         Historia 2, Jose Cosmelle Ibañez, Editorial Troquel, Argentina, 1980
·         Popol Vuh, Libro sagrado de los mayas, Ediciones Libertador, Argentina, 2009
Entre las páginas Web Utilizadas se encuentran:


viernes, 27 de enero de 2017

“El saber y la razón hablan; la ignorancia y el error gritan”


Con esta frase del poeta italiano de ascendencia alemana Arturo Graff, quiero comenzar esta breve intervención debido a un desagradable acontecimiento que me toco vivir y que, debido a las redes sociales, se ha viralizado ligándome indirectamente con este bochornoso suceso.
El día de ayer, 26 de Enero de 2017, me encontraba realizando tramites personales en la Comandancia de Policía en Asunción cuando abruptamente irrumpió en la sala de espera un sujeto gritando e insultando a todo personal uniformado que apareciera en su camino, e incluso llegó a golpear con su puño, con fuerza y sin motivo aparente, a un “pobre escritorio” que se encontraba en el lugar (como dije todo esto se puede ver en un vídeo de más de media hora que este individuo se encargo de filmar con su celular y de viralizar por las distintas redes sociales).
Este sujeto, además de gritar, invadía el espacio individual con su teléfono móvil siendo éste un elemento más de hostigamiento a los uniformados quienes en ningún momento reaccionaron con violencia, que si hubiera recibido en otros países democráticos, como ser Alemania, Francia, entre otros, y ni que decir de los países cuyas practicas distan mucho de serlo.
 Este individuo, al ver que los oficiales le pedían que se calmara y tomara asiento para luego ser atendido como los demás, comenzó a gritar queriendo involucrar a los presentes prácticamente obligándonos a que opinemos y le demos la razón mientras nos filmaba con su teléfono móvil. Esto fue para mí la guinda que coronó el pastel, pues nadie tiene derecho a involucrarme en sus actos sin mi consentimiento y mucho menos filmarme y exponer mi imagen, como parte de este hecho, ante la mirada de conocidos y extraños.
Independientemente de las razones, justas o no, del citado personaje, de ninguna manera es esta la manera de actuar.
 Si pretende cambiar el modo de actuar de las autoridades e instituciones de este país, primero debe dar el ejemplo y empezar con su propia educación ya que el respeto y los buenos modales no riñen con una causa justa, al contrario la reafirman.
Mirando desde afuera la filmación, se podría argumentar que éste atropello fue montado para ganar notoriedad ante los ojos de sus seguidores (porque, lamentablemente, hay quienes piensan que esa es la forma en que se debe actuar).
 Según mi punto de vista, la actitud prepotente, arrogante y despectiva de este individuo no corresponde a alguien que dice querer cambiar al país en el que vivimos. Si queremos mejorar nuestro entorno debemos empezar por nosotros mismos y respetando a nuestro prójimo, aunque esto no sea retribuido. Pero de ningún modo podemos poner nuestra confianza en alguien que no tiene en cuenta que los derechos de uno terminan donde comienzan los de los demás.